Lunes 24 de Junio de 2024 - 13:37:22

Guillermo Francos confirmó que el Gobierno sacará por DNU la nueva fórmula jubilatoria

El ministro del Interior adelantó que el aumento para jubilados en abril será de 12,5%. Se trata del porcentaje adicional que se establecerá por DNU para compensar el cambio de fórmula de actualización.

Guillermo Francos

El ministro del Interior, Guillermo Francos, ratificó este viernes 22 de marzo que el Gobierno dispondrá por decreto que las jubilaciones y pensiones se actualicen por inflación a partir de abril. A su vez, aseguró que se aplicará un ajuste del 12,5% para compensar la pérdida de poder adquisitivo que los haberes sufrieron en enero.

"El Gobierno va a sacar una fórmula de ajuste de las jubilaciones que es lo máximo que podemos dar en función de los fondos que tiene para esto. Es que los recursos para los jubilados están requebrados", sostuvo el funcionario.
En diálogo con Marcelo Longobardi, por Radio Rivadavia, el titular de la cartera de Interior aseguró que, “a partir del 1 de abril en adelante se ajustará por IPC”, por lo que desde el cuarto mes del año los haberes de los jubilados aumentarán un 12,5% por recomposición y un 13,2% por último dato de inflación.

20230127_jubilados_adultos_mayores_cedoc_g


"Para este período de enero a marzo se va a seguir aplicando la fórmula que se venía aplicando más un 12.5%", dijo Francos.

De esta manera, la jubilación mínima en abril sería de $ 169.401 y la máxima de $ 1.139.908,81.

Para el ministro del Interior "el gobierno hace el esfuerzo máximo al que se puede comprometer en este momento el presidente (Javier) Milei para seguir con su objetivo de déficit cero.

¿Por qué lo hace el gobierno?
"Las jubilaciones se vinieron ajustando por una fórmula que no reflejaba el incremento completo de la inflación pero si significaba un aumento", indicó Francos. Y agregó que "a eso se le sumará un 12,5% que es el máximo que el gobierno puede dar", aseguró.

Respecto al hecho de que la actualización de haberes se concrete por decreto y no por una ley del Congreso, el funcionario señaló que "La demora perjudica a los jubilados".
En declaraciones al programa "Esta mañana", insistió: "Hacemos un máximo un esfuerzo, pero sin complicar el compromiso del presidente Javier Milei de lograr el déficit cero".

En el borrador de la nueva Ley Ómnibus, el Gobierno había propuesto una fórmula jubilatoria que indexe por inflación a partir de abril con una compensación adicional del 10% por la inflación de enero. Con el nuevo ajuste propuesto, estaría elevando ese porcentaje.

Vale considerar que en el Congreso los bloques dialoguistas de Diputados exigían una compensación mayor, que contemplara enteramente lo que los jubilados y pensionados perdieron por la inflación del primer mes del año, que fue de 20,6%.

De todos modos, el gobierno optó por un porcentaje mucho menor pero en varias oportunidades de la charla el ministro del Interior ratificó que "es el máximo que el gobierno puede dar" sin poner en riesgo los objetivos del gobierno.

Bono confirmado para los jubilados de la mínima
Vale recordar que ayer, se publicó en el Boletín Oficial el nuevo bono que el gobierno pagará en el mes de abril a los jubilados que cobran los haberes mínimos y volverá a ser de 70 mil pesos.

Según se indica en el DNU, se entrega por "la grave situación socioeconómica que atraviesa nuestro país ha ocasionado, entre otras cuestiones, un alza acelerada del índice de precios, con especial incidencia en los adultos mayores de menores ingresos, para quienes es necesario acudir a su sostenimiento".
Luego, el Gobierno ratificó su convicción de "otorgar una nueva ayuda económica previsional por un monto máximo de PESOS SETENTA MIL ($70.000) para aquellos titulares que, por la suma de los haberes de todas sus prestaciones vigentes, perciban un monto menor o igual a PESOS CIENTO TREINTA Y CUATRO MIL CUATROCIENTOS CUARENTA Y CINCO CON TREINTA CENTAVOS ($134.445,30)"

Fuente: perfil.com

Inflación: Gobierno lanzó batería de medidas para intentar frenar la escalda de precios de marzo

Se suman al anuncio de la apertura de importaciones para productos de la canasta básica para buscar moderar el alza de precios al consumidor a través de una mayor oferta.

La carga tributaria según el alimento va desde el 36 al 48%

Este lunes el Gobierno lanzó una batería de medidas para intentar frenar la escalada inflacionaria de marzo: una apunta a una mejor coordinación de las políticas públicas que se llevan adelante desde el Ministerio de Economía y la Secretaría de Comercio interior, mientras que otra directamente busca reducir impuestos por un período de tiempo para calmar la suba de precios.

La Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP) suspendió por 120 días la percepción del Impuesto a las Ganancias y el Impuesto al Valor Agregado (IVA) para mercaderías importadas que incluyen a productos de la canasta básica como alimentos y medicamentos.
Según la Resolución General 5490/2024 publicada este lunes en el Boletín Oficial, "el contexto de alta inflación que atraviesa el país requiere de la implementación de diversas medidas que permitan mitigar sus efectos sobre los sectores más vulnerables".

En ese sentido, establece que esta medida se impulsa con el objetivo de "disminuir la carga impositiva a la importación de una canasta de bienes de primera necesidad a efectos de que se genere una reducción de los precios de dichos productos, como continuidad de la política económica dispuesta por la Administración Nacional orientada a reducir la inflación".

Esto se suma al relanzamiento de un programa que había sido muy utilizado en el Gobierno de Alberto Fernández llamado COFECI (Consejo Federal de Comercio Interior) que tiene por finalidad "el análisis e intercambio de información entre sus miembros, así como la promoción y cooperación para el desarrollo de políticas públicas relacionadas con la materia de comercio interior”. Aunque, en este caso, se aclara que “en ningún caso las tareas o las decisiones del Consejo Federal de Comercio Interior podrán importar una injerencia en asuntos internos de índole política o económica de cada jurisdicción”.

Inflación: el número que mira el Gobierno
Los precios de los alimentos de la canasta básica treparon un 6,9% en la primera quincena de marzo, en medio de la polémica entre el Gobierno y los supermercados y firmas líderes de consumo masivo, según aportó el relevamiento de la consultora LCG.

Durante la segunda semana del tercer mes del año, el estudio reveló que los alimentos aumentaron un 3,3%, impulsados principalmente por las subas en bebidas. Dicha cifra representó un leve retroceso, de 0,3 puntos porcentuales, frente a la primera semana del mes, que había registrado un alza de 3,6%.

De esta manera, los productos de la canasta básica escalaron 6,9% en lo que va del mes. Mientras que en el acumulado de las últimas cuatro semanas, tuvieron un incremento promedio de 11,6% y del 11,2% de punta a punta en el mismo período.

El análisis coincidió con las diferencias del Ejecutivo con los supermercadistas y empresarios por la aplicación de promociones (como 2x1 o descuentos del 70% u 80% en la segunda unidad), que según la mirada oficial, esconden la baja de la inflación de las últimas semanas.

Al mismo tiempo, durante la última semana, el Gobierno anunció la apertura de importaciones para productos de la canasta básica para buscar moderar el alza de precios al consumidor a través de una mayor oferta.

La carga tributaria de los alimentos
El domingo se dio a conocer un informe elaborado sobre la canasta de 9 productos de consumo masivo indicó que los impuestos nacionales, provinciales y tasas municipales representan el 43,9% del precio final. El trabajo elaborado por el IARAF (Instituto Argentino de Análisis Fiscal) se da a conocer en medio del debate por la suba de precios, el mensaje de Luis Caputo a supermercadistas por las promociones y la apertura de importaciones.

De una canasta de bienes habitual formada por estos productos con un valor al día de hoy de $50.064, se ha verificado una carga tributaria de $21.993, es decir, del 43,9% del valor de la compra, expresó el IARAF.

En la canasta elaborada para este artículo se detalla la carga tributaria en sus diferentes niveles.

Los tributos considerados son a nivel nacional son: IVA, Ganancias, Impuesto al cheque, Impuestos internos y las cargas de la Seguridad Social; a nivel provincial, el impuesto a los Ingresos Brutos y a nivel municipal la tasa de Inspección, Seguridad e Higiene.

Según el tipo de productos la carga tributaria puede variar entre el 36 y el 48%.

En el informe del IARAF, por ejemplo, se puede observar el peso de los impuestos sobre los siguientes productos.

Si el consumidor compra un kilo de harina, estará pagando $ 305 pesos en impuestos en un ticket de $ 845.
Para el caso de una botella de aceite de girasol, paga $ 1.150, de los cuales $ 480 son impuestos.
En un paquete de medio kilo de arroz, hay $747 pesos de impuestos en una compra de $ 1.790.

Fuente: ambito.com

Por la suba de precios, el Gobierno anunció la apertura de importaciones de alimentos

La decisión fue comunicada por el vocero Manuel Adorni luego de la reunión del ministro de Economía con los representantes de las principales cadenas de supermercados

Por la suba de precios, el Gobierno anunció la apertura de importaciones de  alimentos - El litoral

El vocero presidencial, Manuel Adorni, informó que el Gobierno dispuso la apertura de la importación de alimentos. La decisión surge luego de una reunión que mantuvo el ministro de Economía, Luis Caputo, con representantes de las cadenas de supermercados.
“En la reunión los empresarios reconocieron suba de precios por encima de la expectativa de inflación y por supuesto que el escenario que habían evaluado los empresarios era catastrófico, algo que no ha ocurrido”, introdujo el funcionario.

“Entendemos que la economía de a poco se va normalizando y en esta línea se ha tomado la determinación de abrir definitivamente las importaciones de determinados productos de la canasta familiar en pos de poder hacer los precios más competitivos en beneficio de las familias y de los consumidores argentinos”, informó Adorni.
El funcionario agregó que habrá “alguna quita de impuestos” a productos importados para ayudar a la corrección de precios.
Los detalles de la medida serán informados esta tarde, precisó.

Reunión con supermercados
Según fuentes del Palacio de Hacienda, en su reunión con supermercadistas Caputo planteó que hubo “subas desmedidas” de precios en las últimas semanas y que “no reflejan la nueva realidad económica”.

Del encuentro participaron representantes de las cadenas Cencosud, Coto, La Anónima, Carrefour, Chango Más y Día. Caputo acudió con su secretario de Industria y Desarrollo Productivo Juan Pazo, el de Comercio Pablo Lavigne y el asesor Martín Vauthier. Como hace algunos días ante CEOs de empresas de consumo masivo, el ministro defendió su hoja de ruta económica, descartó una devaluación y dijo que los “vaivenes” políticos no harán cambiar el objetivo déficit cero.

“Caputo explicó que se está siguiendo a rajatabla el programa económico, basado en el equilibrio fiscal y en la recomposición del balance del Banco Central. Agregó que bajar la inflación era la prioridad para poder estabilizar la economía, y así dar inicio a un ciclo de crecimiento que permita la baja de impuestos”, aseguraron desde el Ministerio de Economía.
Hubo tiempo, también, para los reclamos. “El ministro también hizo particular hincapié en el hecho de que los precios de los productos de consumo masivo no reflejan hoy la nueva realidad económica. En este sentido, se debatieron alternativas para combatir la suba desmedida de precios y proteger de este modo a los consumidores”, indicaron desde Economía.
El encuentro de este lunes se dio en medio de una preocupación del Poder Ejecutivo sobre el efecto que puedan tener las promociones y descuentos en góndolas en la medición de precios del Indec, algo que de todas formas ya está contemplado en la metodología oficial.

En la misma línea, y luego de una reunión con empresas de consumo masivo celebrada el viernes último, el ministro de Economía había dicho a través de X (ex Twitter): “Coincidencia en que los precios van a seguir bajando y que es importante transparentar el precio real por unidad de los productos de manera que puedan ser capturados apropiadamente por el Indec”.

“A muchas empresas les pasó que pricearon sus productos esperando un escenario catástrofe que no se materializó. Hoy tienen precios de lista muy altos que la gente no convalida mayormente, y que ya han empezado a bajarlos, pero vía promociones, del tipo ‘60% de descuento en la segunda unidad’ o hasta ‘2x1′”, señaló Caputo.

Fuente: infobae.com

Los esfuerzos de Adorni por barrer la interna entre Milei y Villarruel debajo de la alfombra

El portavoz de la Presidencia trató de ocultar una disputa que no es nueva y que se vuelve cada vez más evidente. Lo que dijo sobre la situación que atraviesa el Gobierno.

Manuel Adorni.

Casi a la par del comienzo de la sesión del Senado que tratará en DNU 70/23 que dictó Javier Milei para desregular la economía y otros aspectos de la vida de los argentinos, Manuel Adorni trató de negar la existencia de una disputa entre el Presidente y Victoria Villarruel. Dijo que hubo una “mala lectura” del comunicado que el Gobierno difundió a última hora del miércoles y aseguró que estaba dirigido “a toda la casta política”. “No hay ningún tipo ni de interna, ni de pelea con la vicepresidenta”, repitió una y otra vez con visible fastidio.

En vivo. El debate en el Senado y la pelea Milei vs Villarruel
Los tironeos entre el Presidente y su vice no son nuevos, pero fueron escalando y quedaron expuestos como nunca con la inclusión del tratamiento del megaDNU en el temario de la sesión del Senado. Luego de que el ejército de trolls libertarios le apuntara durante horas a Villarruel, incluso con cuestiones de su vida privada, por haber abierto la puerta del debate en la Cámara alta, el Gobierno difundió un comunicado Milei que dejó más al descubierto la interna.
“El potencial rechazo del DNU conllevaría un grave retroceso en los derechos y necesidades del pueblo argentino”, expresó el texto y llamó a los legisladores a no dejarse “cautivar por el canto de sirena de quienes pretenden ‘anotarse’ victorias de corto plazo”. La inclusión de la palabra “victorias”, deliberada o no, fue entendida como una evidente chicana a la figura de Villarruel, sobre quien también se posaron todas las miradas frente al párrafo que señaló: “No se prestan al juego perverso de aquellos que han decidido deliberadamente entorpecer el desarrollo de la Nación”. Ayer, muchos se preguntaban en qué bando ubicará a su excompañera de fórmula.

"Hacen un mundo donde no lo hay, no hay ningún problema en la relación entre el presidente Milei y la vicepresidenta Villarruel", aseguró Adorni. En un tono diferente al que suele tener en sus conferencias diarias y con cierto fastidio ante las preguntas que buscaban indagar sobre el estado de la relación entre Milei y Villarruel, el portavoz dijo: "Nos sentimos sorprendidos por la mala lectura que hubo del comunicado. Fue firme, pero dedicado contra la casta política. No entendemos por qué se hizo una lectura desacertada. Todo lo que he leído en los medios, mostraba una mala lectura del comunicado".
"Si quieren inventar una interna, no lo van a lograr", afirmó Adorni. "No hay ningún tipo de pelea o interna. Muy por el contrario, somos todos un gran equipo de trabajo desde el 10 de diciembre. El comunicado fue contra la casta", reiteró Adorni en un intento por barrer la interna debajo de la alfombra.

El vocero se refirió también a la posibilidad de que el Senado rechace el DNU y enarboló un discurso recurrente del Gobierno: “Quedará en la conciencia de cada senador votar a favor o en contra de otorgarle más libertad a los argentinos, o cargar con la responsabilidad de ser los primeros en votar en contra de un DNU en toda la historia”.

Fuente: pagina12.com.ar

Javier Milei: "Si me ponen u$s15.000 millones, abro el cepo mañana y la economía despega"

El Presidente confió en que para mitad de este año se podrá liberar el cepo cambiario sobre el mercado del dólar. Pero no descartó otras alternativas.

Milei enfatizó que aunque su intención es levantar cuanto antes el cepo, prefiere ir sobre seguro y apuntarle a mitad de año

El presidente Javier Milei confió en que para mitad de este año se podrá liberar el cepo cambiario sobre el mercado del dólar, y afirmó que los tiempos dependen de la cantidad de divisas que ingresen a la Argentina en los próximos meses. "Si me ponen u$s15.000 millones, abro el cepo mañana y la economía despega", aseguró.

Milei enfatizó que aunque su intención es levantar cuanto antes el cepo, prefiere ir "sobre seguro" y "apuntarle a mitad de año", en sintonía con las estimaciones del Fondo Monetario Internacional (FMI) que monitorea la situación del país en el marco del acuerdo por la deuda. El Presidente, asimismo, no descartó que sea el propio organismo una "alternativa" para recoger los u$s15.000 millones que estima se necesitan.
El Presidente sostuvo que levantará el cepo cuando no haya riesgo de hiperinflación y consideró que, hacerlo en las condiciones actuales, conlleva un riesgo de que se produzca la disparada de los precios.

"Abrir hoy es un riesgo porque la posibilidad de una híper en ese caso es 50 y 50", dijo Milei en declaraciones durante una entrevista televisiva.

El presidente estimó que necesita de u$s15.000 millones para levantar las restricciones cambiarias para, de esta forma, tener herramientas para controlar el precio del dólar y evitar una aceleración imparable de los precios.

"Como la economía está muy desmonetizada, hay condiciones para abrir el cepo, pero también hay riesgo de que los pasivos se me corran al dólar y se dispare la híper. Prefiero ir sobre seguro y apuntarla hacia mitad del año", explicó.

Milei confía en que en abril, mayo y junio el Banco Central podrá acumular una buena cantidad de dólares a partir de la liquidación de la cosecha gruesa lo cual creará las condiciones para avanzar en el levantamiento del cepo.

Milei contra gobernadores: "Estoy dispuesto a discutir con los números sobre la mesa"
El presidente Javier Milei señaló hoy que está dispuesto a discutir con los gobernadores la situación económica "con los números sobre la mesa" y sostuvo que deben hacer un ajuste de "un punto del PBI".

"Cualquier discusión que involucre la política fiscal tiene como premisa que no se negocia el déficit cero. Yo estoy dispuesto a discutir con los números sobre la mesa", afirmó el jefe de Estado durante una entrevista televisiva.

El primer mandatario indicó que "ellos tienen que hacer un ajuste de un punto del PBI" y exclamó: "Yo estoy haciendo uno de 15 puntos".

Milei comentó que el sábado tuvo una reunión con el ministro del Interior, Guillermo Francos, tras el encuentro con los gobernadores que se había producido el día previo y la conclusión fue positiva.

"Estuve con Guillermo el sábado y estaba muy optimista. Hay voluntad de cooperar. Se dieron cuenta del error", evaluó el Presidente.

De todas formas, la tensión entre el Gobierno y las provincias continúa porque siguen sin aparecer opciones para cubrir el bache financiero que dejó la eliminación del Impuesto a las Ganancias para los asalariados.

Fuente: ambito.com