Domingo 29 de Enero de 2023 - 03:34:06

-Una gestión que acompaña a la primera infancia brindando un espacio para la estimulación temprana, el desarrollo de habilidades, el aprendizaje y compartir.

El Gobierno de Venado Tuerto, a través de la Dirección de Educación, cuenta con 36 salas distribuidas en ocho jardines municipales, al que asisten 460 infantes y están a cargo de docentes, asistentes y auxiliares.

Entre las actividades que se fueron desarrollando a lo largo del año, el director de Educación municipal, Jonathan Abba, expresó que “este año tuvimos la apertura de una sala nocturna, acompañamiento que fue muy valorado por las familias para que puedan trabajar y/o estudiar en el turno noche, ya que le ha brindado nuevas oportunidades”.

“También destacamos la apertura de una nueva sala, con doble turno, en el Jardín Manasitos que se encuentra en el sector Esfuerzo Propio, dando respuesta a los barrios Iturbide y Santa Fe”, agregó

Talleres

Durante el año hubo muchas actividades involucrando a las familias a participar, a su vez el Equipo Interdisciplinario dictó un Taller de Crianza para los padres o tutores, que fue muy solicitado para continuar el año que viene. En el desarrollo del mismo se brindó herramientas para que trabajen con sus hijos en sus hogares.

“Este taller surgió durante la pandemia y se continuó este año al ser solicitado por las familias”, agregó el funcionario.

Acto seguido, Abba comentó que la población de los jardines está atendida por el Equipo Interdisciplinario, formado por psicopedagogas, psicólogas, trabajadoras sociales, fonoaudiólogas, docentes del nivel inicial y profesoras de educación especial.

“Para el próximo año vamos a seguir brindando propuestas que involucren a las familias”, puntualizó.

Trabajos edilicios

Por otra parte, el encargado de la cartera educativa comentó que se llevó adelante un programa de intervenciones para mejorar la infraestructura y las condiciones edilicias de los espacios, sobre todo en los jardines de la zona sur de la ciudad.

En el jardín Rayito de Sol se hizo un recambio total de piso y de aberturas, nivelación del patio y plantación de árboles; en el Huellitas, pintura de salas y de los frentes, mejoras en las instalaciones de los baños y en el cielo raso; y el Manasitos se acondicionó para que empiece a funcionar la nueva sala.

“En líneas generales se trabajaron en todos los patios de los jardines con plantaciones y juegos móviles para que puedan utilizarlos también dentro de las salas”, señaló Abba.

Luego adelantó que durante enero van a aprovechar el receso escolar para continuar con obras más grandes, las cuales algunas estarán financiadas por el Fondo de Asistencia Educativa (FAE).

“En el Huellitas vamos convertir un depósito en un baño, así todas las salas contarían con baño propio y los existentes acondicionarlos para el personal del jardín y no tengan que compartir con los trabajadores del Centro Integrador Comunitario (CIC)”, ejemplificó.

Proyectos

Por último, Abba adelantó que el desafío para el próximo año es que todos los jardines compartan la misma fachada, manifestando que se había comenzado con el Huellitas como prueba piloto. También que están evaluando la apertura de nuevas salas.