Martes 18 de Junio de 2019 - 16:00:22

Los investigadores utilizaron una tecnología similar a la que es empleada por Siri o Alexa. Expertos advirtieron que este instrumento no reemplaza a los médicos

Una app para los teléfonos inteligentes podrá identificar padecimientos respiratorios a partir del sonido de la tos de los niños (Foto: Archivo).

Cuidar de la salud de los hijos es el tema más importante para los padres y ahora, gracias a una aplicación para los teléfonos inteligentes podrían identificar, a partir del sonido de su tos, si presentan trastornos respiratorios como asma o infecciones pulmonares.

La investigación, que estuvo bajo el mando de la compañía de innovación médica Resapp Health, fue desarrollada por un equipo de australiano encabezado por el pediatra Paul Porter y su funcionamiento se basa en que el micrófono de un teléfono escuche la tos de los niños para analizarla y asociarla con cinco posibles condiciones.

Los investigadores de la Universidad de Curtin y de Queensland utilizaron, fundamentalmente, una tecnología de reconocimiento de voz similar a la que es empleada por Siri o Alexa, solo que en este caso la"entrenaron" para reconocer las características de la tos.

Las pruebas se hicieron en un total de 585 niños. Sus edades iban de los 29 días a los 12 años y los resultados arrojaron que la app era capaz de distinguir entre asma, bronquitis, neumonía, crup y enfermedades de las vías respiratorias inferiores con una precisión de entre el 81 y 97%, según Tony Keating, director ejecutivo de Resapp Health.

Las pruebas de las grabaciones se realizaron en entornos hospitalarios realistas con ruidos de fondo, los cuales incluían pláticas, lloriqueos y sonidos de dispositivos médicos. Además, es importante mencionar que la exactitud de la app se determinó comparándola con el diagnóstico de los médicos.

La app fue capaz de distinguir entre asma, bronquitis, neumonía, crup y enfermedades de las vías respiratorias inferiores con una precisión de entre el 81 y 97% (Shutterstock).

Esta aplicación es un avance significativo para la calidad de vida de los más pequeños, ya que, de acuerdo con el doctor Paul Porter, "puede ser difícil diferenciar entre los trastornos respiratorios en los niños, incluso para los médicos experimentados".

Resapp es una muestra de cómo la combinación de nuevas tecnologías, conocimientos matemáticos, algoritmos de aprendizaje automático y medicina clínica pueden ayudar a cambiar la vida de las personas a partir de un diagnóstico temprano de los padecimientos.

Aunque los investigadores descubrieron que superaba el rendimiento de los médicos en el diagnóstico de las cinco afecciones, es importante mencionar que el resultado que arroje la aplicación no debe ser determinante para los padres. De hecho es recomendable que la prueba se haga bajo la supervisión de un médico para maximizar la precisión.

Al respecto, la Asociación Médica Australiana (AMA) advirtió que dicha tecnología no debe remplazar a los médicos. Más bien, los doctores la deben utilizar como una herramienta para mejorar su práctica.

Para el doctor Chris Zappala, vicepresidente de la AMA, "cualquier cosa que ayude a un médico a tomar una decisión no es algo malo, pero mi preocupación sería si esto se usa de forma aislada, en ese caso, claramente no sería apropiado".

Fuente: Infobae