Lunes 23 de Octubre de 2017 - 17:55:01

Los fabricantes viven un escenario crítico en la industria del juguete. En apenas siete meses las ventas crecieron un 5% pero la rentabilidad sigue en cero. A partir del Día del Niño informaron que alentarán una reconversión en el sector para competir en el exterior.

Alentar la exportación. Es la meta que tiene la industria del juguete en uno de los escenarios más críticos que les toca atravesar. Es que el aumento de las importaciones, sumado a la suba en los costos y la rentabilidad cero, hacen que la industria deba replantear sus negocios hacia el futuro para comenzar a competir con los productos que provienen del exterior y comenzar a focalizarse en los países limítrofes.
En ese sentido, el presidente de la Cámara Argentina de la Industria del Juguete, Matías Furió, explicó que el sector busca una reconversión después del Día del Niño. "Los precios están estables desde el 2016, habrá una suba de precios y también replantear cómo va a encarar la industria este panorama".

"Hoy la rentabilidad de la industria es cero. Desde la devaluación del año pasado a la fecha, la suba de precios fue de apenas 18%. Hay mucha competencia y tenemos que cuidar mucho los valores de los productos que vendemos", aseguró de cara a las ventas por el Día del Niño que esperan que sean buenas en torno al primer semestre del año donde las ventas aumentaron sólo un 5%.

En ese sentido, explicó que gracias al plan Ahora 3 las ventas crecieron el último mes en las vacaciones de invierno. Furió aseguró que se espera que la industria repunte en esta segunda mitad del año a la par de la esperada recuperación de la economía.
En este marco de inestabilidad, es que muchos empresarios comenzaron a analizar sus negocios y definir qué juguetes van a seguir fabricando y cuáles no, lo cual comenzará a definirse después del Día del Niño. En ese sentido, el presidente de la CAIJ descartó que los fabricantes se dediquen a las importaciones por sobre lo nacional ya que "en su mayoría son pymes, fabricantes de toda la familia". Sin embargo, cada vez hay más interesados en el negocios de importación, sobre todo en los productos que vienen desde China.

En el primer semestre, la importación de juguetes se incrementó un 28% con respecto al año pasado en donde China representa el 79% del total.