Lunes 18 de Diciembre de 2017 - 19:27:31

Siguen los cuestionamientos diplomáticos al presidente de EEUU, Donald Trump, quien primero fue increpado por Reino Unido y ahora por Holanda, luego de que retuiteara videos contra el islam publicados originalmente por un líder de un partido de extrema derecha británico. 

El presidente de EEUU, otra vez en el centro de la polémica.

Trump contratacó y pidió a la primera ministra británica, Theresa May, que se centrara en el terrorismo y no en él, en un ataque público sin precedentes contra el líder del principal aliado en seguridad de Estados Unidos.

"Theresa @theresamay, no te centres en mí, céntrate en el destructivo Terrorismo Islámico Radical que tiene lugar dentro de Reino Unido. Nosotros lo estamos haciendo bien", dijo Trump.

El tuit fue una reacción a un comentario de un portavoz de May que dijo el miércoles en respuesta a los retuits de Trump sobre los videos contra el islam: "Está mal que el presidente haya hecho esto".

Al mismo tiempo, Holanda advirtió al presidente estadounidense la información falsa que acompañaba uno de los videos que compartió en Twitter en el que un joven holandés en muletas es supuestamente golpeado por "un inmigrante musulmán".

La embajada holandesa en Washington aclaró que el agresor no era un inmigrante, sino un holandés que ya fue sancionado por ello de acuerdo a las leyes nacionales.

"Los hechos importan", destacó la embajada. La fiscalía holandesa también explicó que el texto del video es falso.

Las imágenes fueron publicadas primero hace unos meses en una plataforma de Internet holandesa de derecha. A raíz de su difusión, un joven de 16 años fue detenido y condenado según el derecho penal juvenil.