Lunes 18 de Diciembre de 2017 - 19:29:14

El dilema de Andy Murray: entre la paternidad y la final del Australian Open

El tenista escocés llegó a la definición del torneo junto a Novak Djokovic, pero también prometió abandonar si su esposa da a luz al bebé que esperan.

Andy Murray jugará la final del Australian Open con la paternidad cerca

En su camino a la final del Abierto de Australia, el escocés Andy Murray tuvo que eliminar a Alexander Zverev, Sam Groth, Joao Sousa, Bernard Tomic, David Ferrer y Milos Raonic, a quién derroto en una maratónica semifinal que terminó 4-6, 7-5, 6-7, 6-4 y 6-2 a su favor.

Pero su gran rival del torneo ha sido la incertidumbre de saber si su esposa Kim Sears dará a luz a su hijo. El actual número dos del mundo prometió que abandonaría el torneo de inmediato si recibe el llamado de que va a nacer el bebé de ambos.

"Sería decepcionante no poder jugar la final si llego, pero estaría mucho más decepcionado si gano el Abierto de Australia y me pierdo el nacimiento de mi hijo. Mi hijo y mi mujer son más importantes que un partido de tenis'', había dicho Murray a principios de este mes, cuando disputaba la Hopman Cup.

Andy Murray se casó con Kim Sears en abril de 2015

De hecho, durante el desarrollo del primer Grand Slam del año, Murray casi se infarta con un llamado de madrugada. "Una mañana recibí una llamada que me despertó y me hizo entrar en pánico por completo, pero era el servicio de habitación", confesó.

Para fortuna de los fanáticos del tenis, hay pocas probabilidades de que el británico no juegue le final. Primero, porque el nacimiento está previsto para principios de febrero, por lo que sólo se impediría el duelo Murray ante Novak Djokovic si el parto se adelanta. Y segundo, porque el vuelo de Melbourne a Escocia dura aproximadamente 18 horas, y el bebé puede nacer con el tenista a mitad de camino.

Poco le importará a Murray la chance de ganar su tercer título de Grand Slam o la posibilidad de romper una racha negativa de cuatro derrotas en finales del Australian Open. Si su esposa llama, Djokovic será campeón sin disputar el partido.

Cómo formarán Boca y River en el Superclásico de Mendoza

Ambos entrenadores tuvieron que modificar las alineaciones del primer duelo por las expulsiones que se dieron en Mar del Plata. Arruabarrena cambiará el esquema y Gallardo pondrá a Ponzio de central.

La salida de Boca y River al campo para el primer Superclásico del año

Tras el violento encuentro que se vivió en Mar del Plata, el sábado Boca y River volverán a verse las caras en Mendoza. Por las sanciones del "Cata" Díaz, Jonathan Silva y Jonathan Maidana, quienes recibieron dos fechas de inactividad, los entrenadores se vieron obligados a modificar las formaciones que presentaron en el primer duelo.

Como Rodolfo Arruabarrena todavía no le pudo ganar a ningún rival argentino, dado que la única victoria que consiguió el Xeneize fue frente al Emelec de Ecuador, el Vasco apostará por un cambio de esquema para intentar mejorar la producción demostrada hasta el momento.

Con Agustín Orion en el arco, el DT dispondrá de una línea de tres conformada por el juvenil Christian Moreno, Fernando Tobio y Alexis Rolín, pero la cobertura de los laterales hará que por momentos se forme una defensa de cinco hombres, con Gino Peruzzi por la derecha y Frank Fabbra por izquierda. En el mediocampo se repartirán la cancha Marcelo Meli, Andrés Cubas y Nicolás Lodeiro, mientras que en el ataque aparecerán Carlos Tevez y Andrés Chávez.

En la vereda de enfrente, Marcelo Gallardo improvisará con Leonardo Ponzio como central. Por lo tanto, Marcelo Barovero estará acompañado en el fondo por Gabriel Mercado, el ex Zaragoza, Eder Álvarez Balanta y Leonel Vagioni. El doble cinco estará integrado por Lucho González y Nico Domingo, para brindarle el apoyo a Leonardo Pisculichi, quien será el enlace para abastecer a los tres puntas: Nacho Fernández, Rodrigo Mora y Lucas Alario. En el Malvinas Argentinas se espera una revancha tan intensa como emotiva.

Copa Sudamericana: River se lo dio vuelta a Estudiantes y se llevó un triunfo de La Plata

Se impuso 2 a 1 en el partido de ida por los cuartos de la Sudamericana; Mora y Shunke, en contra, hicieron los goles del millonario.

River se reinventa. Aún cuando parece que no le queda más aire, que tambalea y va a caer, reacciona. Lo hizo el fin de semana ante Rafaela, cuando dio vuelta el partido. Lo hizo hoy en La Plata ante Estudiantes , por la ida de los cuartos de final de la Copa Sudamericana. La victoria por 2 a 1 que se llevó del Estadio Único confirma que este River es cosa seria y, además, suma uno más a la racha de partidos invicto, que ya llega a 29.

Tambaleó, sí, tambaleó. Al menos en el primer tiempo, cuando Estudiantes fue un vendaval imparable y River se mostró tímido en la cancha. Producto de esas ganas del Pincha llegó el primer gol, tras un error de Funes Mori que Diego Vera transformó en gol.

Sin embargo, en el segundo tiempo River cambió la cara, pisó fuerta en La Plata y dio vuelta el partido con los goles de Rodrigo Mora , de cabeza, y de Schunke, en contra, tras un centro de Carlos Sánchez luego de una gran jugado de Teófilo Gutiérrez .

Justamente fue Sánchez, también, el que mandó el centro en el primer gol. El uruguayo fue uno de los mejores jugadores del partido, aunque vio la roja por doble amarilla faltando tres minutos.

Cómo sigue. El partido de vuelta se jugará el próximo jueves en el Monumental, a las 21.30.

La llave. El ganador de esta llave jugará contra el que triunfo del duelo entre Boca y Cerro Porteño.

El mejor cumpleaños. El delantero Rodrigo Mora hoy cumplió 27 años. Por eso, apenas terminó el partido contó: "Es uno de los mejores cumpleaños que tuve. Pudimos ganar, hice un gol...increíble.

Rivadavia realiza su primera semana de pretemporada

Sportivo Rivadavia de Venado Tuerto va completando su primera semana de pretemporada de cara a su debut en diez días en la Copa Argentina y preparándose para el inicio del próximo Torneo Federal 'B' de fútbol.

Las cosas van tomando ritmo en el equipo de Federico Lussenhoff. El 'Coloso' de calle Sarmiento fue el escenario elegido para llevar a cabo los entrenamientos en doble turno. En su estadio, bajo las órdenes del profe Walter Reinoso y la supervisión de su técnico, el elenco venadense se pone a punto para lo que se le aproxima ya que todos saben que para lograr los objetivos planteados, esta etapa de sacrificio es fundamental.

En la tarde del miércoles, en un clima agradable entre risas y bromas, el equipo llevó a cabo trabajos tácticos, físicos y tras una breve charla, la pelota se echó a rodar.

Con los jugadores en sus correspondientes ubicaciones Lussenhoff le dio inicio a la jornada de fútbol en el verde césped y también a las correcciones, que a la larga serán las que marquen la diferencia a la hora de jugar por lo que vale. Tras finalizar la disputa el plantel se distendió con un fútbol-tenis.

Si bien el equipo aún no está conformado en su totalidad, porque todavía hay juveniles a prueba, lo que es seguro es la cantidad de refuerzos que arribaron a La V Azulada. El equipo tendrá ocho caras nuevas: Esteban Salvatore, Brian Ferri, Jorge Rotondo, Leandro Fernández, Blas Taparello, Mario Pierani, Emanuel Romero y Álvaro Lozano.

Además, volverá a sumarse al plantel Gonzalo Crespo, jugador que en la temporada pasada jugó pocos minutos debido a la lesión que lo alejó por meses de las canchas. Tras recuperarse de la rotura de ligamentos cruzados de su rodilla derecha, el volante se sumó a sus compañeros para la pretemporada y, aunque por el momento sólo realizó trabajo diferenciado, se lo notó confiado, sin molestias, seguro de sí mismo y con muchas ganas de volver al ruedo. Para finalizar su jornada de entrenamiento, el jugador también fue de la partida en la distensión del equipo. 

Trabajo diferenciado. Gonzalo Crespo.


Por el momento, sin amistosos confirmados para esta pretemporada, Rivadavia no para y busca encontrar el ritmo deseado para afrontar lo que se le viene.

Formaciones:

Esteban Salvatore; Matías Ruiz, Damián Zadel, Alejandro Amaya y Ezequiel Reina; José María Canelo, Julián Aguilera, Jorge Rotondo y Martín Isanta; Germán Pomiro y Mario Pierani.

Sebastián Sanchez; Ezequiel Enríquez, Nicolas Vanni, David Lencina y Leonel Inani; Facundo Canelo, Jonatan Villalba, Leandro Fernandez y Emanuel Romero; Juan Manuel López y Blas Taparello.

Fuente: Gentileza Karen Fraysse/Alma de Ascenso.