Viernes 16 de Noviembre de 2018 - 12:00:29

El serbio se llevó la final con un contundente 6-3, 7-6 (4) y 6-3 y festejó por tercera vez en el torneo neoyorquino. El tandilense jugó en un muy buen nivel, pero se encontró con un sólido rival que fue superior, no le dio chances de triunfo y también le quitó el tercer puesto del ranking.

Juan Martín Del Potro no pudo con Novak Djokovic y su sueño neoyorquino quedó trunco.

Juan Martín Del Potro se mostró abatido tras caer en la final del Abierto de Estados Unidos ante el serbio Novak Djokovic, reconociendo estar "muy triste por ser un perdedor hoy".

"He estado llorando hasta ahora (en conferencia de prensa). Estoy muy triste por ser un perdedor hoy. Pero Novak se merecía tener el trofeo. Jugó un gran partido, un partido muy inteligente", apuntó frente a los medios de comunicación tras sucumbir en tres sets de 3-6, 6-7 (4), 3-6.

"Creo que hice un gran torneo pero es duro perder para mí. Estoy realmente triste por haber perdido la final de este campeonato porque le puse tanta pasión a la final intentando ganar el título... Ahora es el momento de tomarme un descanso, de ver cómo se siente mi cuerpo de cara al futuro y estar listo para el siguiente", añadió.

El de Tandil tuvo sus opciones en el segundo set pero acabó cediendo en el tie break. En el tercero también gozó de oportunidades de quiebre pero Djokovic brilló con luz propia, sumando su segundo Grand Slam de la temporada tras Wimbledon e igualando al estadounidense Pete Sampras con 14 en el tercer puesto de la clasificación histórica.

El suizo Roger Federer, con 20, y el español Rafael Nadal, con 17, lideran la tabla.

"Tuve mis oportunidades en el segundo y el tercer set. Pero estaba jugando al límite todo el tiempo, buscando golpes ganadores con mi derecha y con mi revés pero no pude conseguirlos porque Novak estaba ahí todo el tiempo. Es un gran campeón. Estoy muy contento por él", explicó.

"Me encuentro bien. Mi muñeca está respondiendo bien a pesar de haber jugado tantos partidos en las últimas dos semanas. Me siento bien con mi revés a dos manos también. Voy a seguir jugando al tenis unos cuantos años más. No sé cuándo será el último torneo de mi carrera pero estoy emocionado por poder seguir sorprendiéndome a mí mismo haciendo cosas como esta. Estoy muy motivado por seguir intentando ganar estos títulos", señaló.

• Un ejemplo.

Del Potro demostró el afecto que le tienen los suyos, siendo el favorito del público y llenando la Arthur Ashe de camisetas albicelestes. A pesar de ello, el argentino se mostró humilde.

"Argentina tiene grandes ídolos en fútbol y en diferentes deportes. Yo solo hago mi trabajo, intento ser un ejemplo para los niños, enseñarles que deben esforzarse para lograr sus objetivos en la vida", declaró con lágrimas en los ojos.

En una era en la que Nadal, Federer y Djokovic suman entre los tres 51 Grand Slams, Delpo no lamenta sin embargo haber compartido generación con ellos y afirma haber aprendido mucho jugando a su lado.

"Sí claro, es un gran desafío quitarles estos torneos a ellos. Pero también creo que nos sentimos orgullosos de estar cerca de estas leyendas. Me he pasado toda mi carrera aprendiendo de Novak, de Roger (Federer) y de Rafa (Nadal), viéndoles ganar estos campeonatos a menudo. Es increíble. No estoy triste por no haber podido ganar más Grand Slams por ellos. Soy simplemente uno más de los afortunados que han podido compartir una era con ellos y eso es increíble", sentenció.